Pan bagel

pan bagel

El pan bagel es un pan interesante de elaborar ya que lleva una técnica diferente de cocimiento. Primero se cocinan en agua hirviendo lo que hace que el gluten selle la superficie de las roscas concentrando el sabor del pan. Luego se termina de cocinar en el horno quedando bien doradas.

INGREDIENTES
25gramos de levadura fresca o 1 cucharada de levadura seca
4 tazas de harina (480gramos)
1 taza de leche (250cc) tibia
2 cucharaditas de sal
1/3 de taza de aceite
1 huevo
Agua para cocinarlos
Semillas de amapolas y semillas de sésamo

PREPARACION
Poner en un tazón l taza de harina (120gramos) y la levadura.
Agregarle la taza de leche tibia mezclando hasta disolver la levadura.
Tapar el recipiente y dejarlo en reposo durante 10 minutos.


Luego, destaparlo y agregarle el aceite, y el huevo.
Mezclar bien.

Incorporar de a poco el resto de la harina cernida junto con la sal.
Ir revolviendo hasta lograr formar una masa de consistencia más dura que las masas comunes de levadura.

Volcarla sobre la mesa enharinada y amasarla bastante hasta lograr una masa elástica y lisa.
Colocar en un tazón y cubrirlo con papel film y un paño para que genere calor.
Dejarlo levar hasta duplicar su tamaño. Aproximadamente 50 minutos (aunque el tiempo de levado dependerá de la temperatura ambiente del lugar).

Una vez levada la masa, dar vuelta el tazón donde se encuentra y volcarla sobre la mesa ligeramente aceitada.
Amasarla un poco solamente para desgasificarla.

Dividir la masa en 14 partes de aproximadamente 70gramos cada una.
Tomar una parte y hacerla girar sobre la mesa hasta formar un rollo cuyo largo corresponda al tamaño que vamos a hacer las roscas.
Las roscas deben ser gorditas.
Pegar ambos extremos con huevo o agua ajustándolos bien para evitar que se abra.
Acomodarlas en una placa y cubrirlas con un paño, dejándolas levar hasta que dupliquen su volumen.

Poner en una olla abundante agua, tapar y llevar al fuego.
Una vez que comience a hervir, agregarle una pizca de bicarbonato.
Colocar de a dos o tres roscas por vez solamente.
Dejarlas sumergidas en el agua a fuego suave durante 6 o 7 minutos.
Dándolas vuelta a mitad del tiempo.

Retirarlas, escurriéndolas bien y apoyarlas sobre papel absorbente para retirarles la humedad.
Luego acomodarlas sobre una placa de horno aceitada.
Pincelarlas con yema mezclada con dos cucharadas de agua y espolvorearlas con las semillas de amapola y sésamo.
En este caso espolvoreamos la superficie con algo de azúcar y llevamos a un horno precalentado algo fuerte 190º durante 20 minutos o hasta que estén doradas.

Estas rosquillas de pan se acostumbran a comer rellenas de queso crema, fiambre, salmón ahumado, queso philadelphia o lo que se prefiera.