Panes redonditos transformados en sándwiches

pan pita.jpg

Una buena idea para presentar en una reunión como sándwiches. Se pueden rellenar antes, o presentar distintas salsas para que cada uno se unte el pan a su gusto.

Cantidad: 24 panes

Espumado
20gramos de levadura fresca o ½ cucharada de levadura seca
1 cucharada de azúcar
1 cucharada de harina
½ taza de agua tibia


Masa
4 tazas de harina 000 (3 ceros o la que se tenga disponible)
Sal a gusto
Algo de pimienta molida
50gramos de mantequilla pomada
1 huevo
1 taza de agua tibia (250cc)

PREPARACION
Espumado. Poner en una taza la levadura desgranada, el azúcar y la harina.
Agregar el agua tibia siempre mezclando hasta que esté todo disuelto.
Tapar el recipiente y dejarlo en reposo durante 10 minutos o hasta que la levadura haya aumentado su volumen y se haya formado una espuma.

Masa. Poner en un recipiente la harina cernida junto con la sal. Agregarle un toque de pimienta molida, que levanta el sabor de los panes, ya que los vamos a utilizar rellenos con ingredientes de sabores más fuertes.

Hacer un hueco en el centro, agregarle la manteca pomada, el huevo, la levadura disuelta y espumada y revolver con cuchara de madera.
Añadirle de a poco el agua tibia hasta formar una masa blanda y pegajosa que se desprenda de los bordes.

Volcar sobre la mesa enharinada y comenzar a amasar con energía hasta que la masa se vuelva elástica, blanda y no se pegue.
Colocar la masa en un tazón y cubrirlo con papel film flojo para que pueda levar sin impedimentos.
Cubrir luego con un paño para que genere más calor, leve rápido y duplique su tamaño.

Volcar la masa levada sobre la mesa ligeramente aceitada y formar un rollo que se dividirá en tantas partes como panes queramos, tomando en cuenta el tamaño que debe ser pequeño para que no resulte grosero.
Tomar porciones de masa parejas y aplanarlas con las manos enharinadas lo más posible.

Acomodarlos en una placa limpia dejando un espacio entre uno y otro para que puedan levar.
Taparlos con un paño y dejarlos descansar y levar unos 15 minutos.
Precalentar el horno a temperatura fuerte de 200º y cocinarlos en la parte de arriba del horno.

Antes de cocinarlos se pueden pintar con huevo batido para que se doren más.

Aproximadamente llevarán entre 15 y 20 minutos de cocción.
Retirarlos y dejarlos enfriar.
Se rellenan con diferentes rellenos que pueden ser calientes o fríos.

Algunas ideas para calientes.
Milanesas bien pequeñas con queso mozzarella.
Salsa de tomate bien condimentada con queso parmesano.
Mini hamburguesas con lechuga, tomate, salsa Ketchup o mozzarella.

Ideas para frío.
Cualquier fiambre, untando el pan con mantequilla,
Atún con huevo duro picado y mayonesa.
Salsa blanca con maíz y mostaza (elote, choclo)
Hongos en escabeche y lo que se les ocurra.